Cómo aplicar Inscríbete ya

3 consejos para elegir tu licenciatura

Jul 10, 2022

La vida está llena de toma de decisiones desde que nos levantamos hasta que nos acostamos. Es un factor clave que acompaña los momentos más importantes y que define lo que haremos a futuro. Por eso cuando llega el momento de pensar qué queremos estudiar, sabemos que es de esas decisiones que marcarán el rumbo de la vida y que no se debe tomar a la ligera.

Aquí encontrarás una serie de tips y experiencias que pueden inspirarte para dar ese paso que te hará crecer en la vida tanto como tú quieres.

Es tu decisión

Muchas veces estamos influenciados por lo que estudiaron nuestros padres o familiares o por lo que nuestros amigos más cercanos nos han expresado que quieren estudiar. Si es la primera vez que vas a cursar una Licenciatura probablemente te estés enfrentando a una toma de decisión en la que las personas más cercanas no están de acuerdo. Este es el momento donde creces personalmente y logras con argumentos convencerte y demostrar qué es lo que quieres. No tengas miedo a pedir ayuda si la necesitas y convéncete que es una elección que te pertenece solo a ti. Dale la seriedad que amerita a tu elección de carrera. Para esto existen muchas herramientas gratuitas o ayuda profesional que puede orientarte.

Haz un test vocacional

Como punto de partida, puedes ayudarte con un test vocacional que te dará una visión general de qué estudios son más afines a tu perfil, cuáles se adaptan más a tu personalidad y expectativa de vida. Un Test vocacional te servirá para conocerte a ti mismo, descubrir que es lo que te hace único e irrepetible y lo que te distinguirá y te destacará entre tanta competencia actual.

Hablando de test, existe uno muy famoso que nace del código Holland creado por el psicólogo estadounidense John L. Holland quien descubrió que existe una afinidad en las personas que eligen la misma profesión y donde reúne tipos de personalidad que comparten intereses y vocaciones. Dentro de ellas nombra algunas como la personalidad realista, la del investigador, la del artista, la social, la del emprendedor, convencional o detallista. Esta es una buena luz que te puede ayudar a definir dentro de cuál estás y cuál es el ambiente que mejor va contigo.

Es muy importante que a la hora de hacer tu prueba lo hagas a conciencia. No existen respuestas correctas o incorrectas, es aquí donde debes ser totalmente transparente contigo y entrar a profundidad en todos esos aspectos que en el camino irás descubriendo y que te van a permitir conocerte mucho más. Existen muchas pruebas en línea, solo revisa que provengan de instituciones confiables. Aquí te compartimos el test que tiene disponible la SEP.

Profundiza en ti ¿Cuánto te conoces?

Después de hacer un test donde lograste tener una visión general de lo que te gusta y lo que define tu personalidad, es momento de tener una introspección más profunda donde de forma seria, analizas lo que realmente quieres para tu futuro, ¿cómo te proyectas?

¿qué quieres lograr a corto, mediano y largo plazo para tu vida profesional y personal? Conócete a ti mismo, una frase que Platón se encargó de difundir en muchos de sus diálogos, resaltando la importancia de mirar hacia adentro antes de tomar cualquier decisión y que el Oráculo de Delfos planteaba como reflexión a todo viajero. No en vano, este ejercicio que puede tomarnos más tiempo de lo que pensamos, nos ayuda al crecimiento personal, a descubrir que somos responsables de nuestras propias decisiones y que finalmente se convierte en la esencia de la madurez humana.

Conoce tu vocación ¿Para qué carrera naciste?

La vocación, la define OLA (Observatorio Laboral), como “la inclinación de cada uno hacia alguna profesión u oficio de acuerdo con nuestras habilidades o destrezas. La vocación no es algo natural, es algo que vamos adquiriendo con la experiencia y se basa en nuestros gustos, intereses, aptitudes y cómo los desarrollemos. Es un proceso de aprendizaje que tenemos a lo largo de nuestra vida”.

Definir tu vocación toma su tiempo, pero identificarla de seguro es un muy buen punto de partida a la hora de elegir tu carrera profesional. Puedes ir visibilizando qué habilidades vocacionales te identifican, ya sean técnicas, sociales, educativas, culturales, políticas etc. y con la relevancia que amerita esta elección de vida, busca cumplir tus expectativas vocacionales siempre dirigidas al éxito.

Toca base con tu entorno

Este es el momento donde despiertas tu espíritu investigador y te dispones a reconocer, analizar y escuchar tu entorno. Aquí es donde escuchas otras experiencias y puntos de vista. Es aquí también donde conoces a profundidad esos programas que más te llaman la atención y donde empiezas a sacar conclusiones con respuestas asertivas.

Un punto no menos importante, es tener conciencia del momento de vida que tienes actualmente. ¿Cuánto tiempo puedes dedicarle a tu estudio? Si estás trabajando y paralelo quieres capacitarte o si tienes una familia a cargo y quieres iniciar tus estudios para lograr ese futuro que te has propuesto, o simplemente tienes todo el tiempo para estudiar. Titularte hoy en día es totalmente accesible, ya que existe una gran oferta de programas online, semi-presenciales, o presenciales que se adaptan a tu estilo de vida, tiempos y espacios. Mapea esto dentro de tu decisión para que al elegir tu programa puedas estudiar y terminar tu título con éxito.

Por último, tómate tu tiempo

El que sea necesario, sin prisa y de una forma asertiva, analiza todas las opciones, piensa en ese trabajo que te apasiona y por el cual quieres prepararte. Como lo menciona Forbes en su artículo 8 pasos para tomar decisiones acertadas, No hay recetas que nos den a conocer el momento exacto para echar a andar la rueda de la productividad; sin embargo, existen buenas prácticas que llevan a una exitosa toma de decisiones”. De seguro esas buenas prácticas ya las estás poniendo en acción y pronto una buena decisión te llevará a prepararte en la carrera de tus sueños. ¡Que el éxito te acompañe!

X